Seleccionar página

Como ya es costumbre, en insitum tuvimos nuestra plática o charla de los viernes; en esta ocasión el tema fue tecnología y educación. Pasaré algunas notas al respecto para que no quede en el olvido. Está pendiente publicar algo referente a la visita y plática de John Heskett ¿alguien que sí haya estado se anima?

Ejemplo de tecnología y educación

En nuestro país han existido diversas iniciativas para acercar la tecnología a las aulas y modernizar los sistemas de enseñanza a partir de mejores canales e interfaces que ayuden para transferir y asimilar conocimiento. Entre esos proyectos, uno de los más conocidos es Enciclomedia, un programa educativo en toda la extensión de la palabra, que introduce formalmente la tecnología digital a las aulas para mejores prácticas educativas entre profesor y alumno. El esquema de la derecha muestra a grandes rasgos cómo funciona Enciclomedia en distintos escenarios.

Computadoras, pizarrones interactivos, proyectores y materiales digitalizados suenan increíble, pero ¿qué ha pasado? Esta clase de estrategias se han ha topado con la barrera del contexto de uso de las escuelas del país.

Problemas de interacción en el contexto real

En el contexto real de uso tenemos salones de clases con más de 40 alumnos inquietos que no pueden esperar a que la computadora inicie y se le ocurra mandar imagen al proyector. Para muchos profesores es la primera vez tienen contacto con una computadora y ahora se les pide que basen sus clases en ello.

Aquí es donde se comentaba en la charla que “la competencia más grande de esta clase de iniciativas es un plumón, un gis o un pizarrón tradicional”. Tecnologías NO digitales exponencialmente más económicas y prácticas que hasta la fecha han logrado permanecer debido a su practicidad. Un plumón no necesita especial atención para que funcione, y cuando se tiene a más 30 alumnos de 8 o 10 años supongo que no debe ser muy divertido que la tecnología te pida más atención que a la misma clase.

Más computadoras educativas

Otras iniciativas como la OLPC o la Classmate PC de Intel, son igualmente proyectos ambiciosos y altamente tecnológicos. Aún falta camino por recorrer a estos para saber cuáles han sido los resultados, pero es muy cierto que la única forma en que tengan mayores oportunidades de éxito con esta combinación (tecnología y educación) es el entender sus contextos y las necesidades de quienes lo van a usar. Se deben resolver situaciones y no generar problemas que antes no existían.

Para terminar: ¿Realmente lo que necesitan los niños y profesores son computadoras? ¿no será que hoy en día todo se quiere solucionar con computadoras y tecnología digital? En algunos casos es evidente que sí, pero pensando en la educación primaria de un niño… ¿qué será más valioso? Si me preguntan a mí, lo que más recuerdo de mi primaria es el famosos “recreo”.